Especial Farmaforum 2022
Mujeres en Farma
Últimos nombramientos
Guía de Empresas 2022
09/10/2020 / Guillermo Rodríguez

La digitalización ya está transformando la cadena de suministro del sector farmacéutico

En la anterior edición del estudio de Miebach sobre la cadena de suministro del sector farmacéutico, desarrollada en el año 2016, se identificaron como retos más importantes para el futuro la visibilidad de la cadena de suministro, la mejora de la precisión de la predicción, los requisitos de seguimiento y localización y la serialización. Ninguno de los participantes de entonces destacó los desafíos digitales y los profundos cambios en esta área. No obstante, de acuerdo con los resultados obtenidos en la edición de 2020 del estudio de Miebach, el tema de la disrupción digital es actualmente uno de los principales centros de atención de los responsables de la cadena de suministro de las empresas farmacéuticas, siendo la digitalización un tema muy real en las cadenas de suministro de este sector.

Una de las cuestiones más importantes planteadas en el estudio fue si la transformación digital mediante el uso de big data, la inteligencia artificial, el internet de las cosas (IoT) y la robótica puede ser la respuesta a los desafíos más importantes de la cadena de suministro de las empresas farmacéuticas. ¿Cómo de relevantes son realmente estas tecnologías a corto, medio y largo plazo y cuáles fueron o son los detonantes del cambio?

Además de estos temas muy actuales, el estudio global de Miebach ­?que es una continuación de las ediciones anteriormente desarrolladas en 2005, 2008, 2012 y 2016?, también muestra cómo han evolucionado las prioridades a lo largo del tiempo. Se obtuvieron valiosos datos sobre estos temas de la mano de los 540 profesionales del sector farmacéutico de Europa, Oriente Medio, Asia-Pacífico, EEUU, Canadá y América Latina que participaron en el estudio.

Una de las principales conclusiones del estudio fue que, debido a los cambios disruptivos, no se puede subestimar la importancia de la transformación digital para la industria farmacéutica y de las ciencias biológicas, con importantes repercusiones para la investigación y el desarrollo, las posibles relaciones con la comunidad de pacientes y la integración en tiempo real con todos los demás asociados de la industria.

A finales de 2019/principios de 2020, se esperaba un crecimiento constante durante los cinco años siguientes, lo que impulsó la creciente presión para reducir los costes de la cadena de suministro en muchos subsectores de la industria de las ciencias de la vida. Como resultado de esto, otros sectores han estado enfrentándose a problemas similares durante años, como el de productos de consumo masivo, high-tech o retail: menores tasas de crecimiento y una creciente presión de costes en particular. Si se quieren mantener los márgenes de beneficio, el futuro debe centrarse en la reducción de los costes operativos y de la cadena de suministro.

Por otro lado, están surgiendo ahora nuevas prioridades, como un control más profundo en tiempo real de todas las etapas de la cadena de suministro (visibilidad, incluso con proveedores y operadores logísticos), la introducción y la estrecha vigilancia de los indicadores clave de rendimiento (KPI), y la auditoría y la vigilancia de los socios de la cadena de suministro.

Un tema que ya estaba presente en las respuestas del estudio, pese a que la pandemia del coronavirus aún no se había iniciado en ese momento, es que para las empresas cada vez es más importante garantizar la continuidad de las actividades y la gestión integral de los riesgos, y en particular la observancia y la preparación de planes de contingencia y la gestión de la recuperación son actividades prioritarias.

La optimización de redes, especialmente en EEUU y Europa, también se considera un instrumento importante para la mejora continua de las estructuras de la cadena de suministro. La digitalización y el big data ofrecen una nueva calidad de análisis para la cadena de suministro, que detecta las desviaciones de la norma en una etapa temprana y facilita las correcciones proactivas, a veces ya en tiempo real; pero para ello es necesario disponer de los datos correspondientes.

Los principales desafíos

Los siguientes temas han sido identificados como los principales desafíos para la cadena de suministro de la industria farmacéutica y de las ciencias de la vida, al tiempo que ofrecen las mejores oportunidades de mejora y ahorro de costes:

  • Visibilidad de extremo a extremo de la cadena de suministro.
  • Previsión colaborativa, mejora de la precisión de las previsiones.
  • Integrated Business Planning (IBP).
  • Optimización de stocks.

Actualmente estos desafíos pueden dominarse mejor gracias a la transformación digital de los últimos años. En este sentido, cerca del 60% de los participantes en el estudio afirma que la transformación digital es una prioridad máxima de la gestión de la compañía y el 80% espera obtener beneficios de las iniciativas digitales en los próximos cinco años. Esto se debe a que la mayoría de las empresas participantes ya han creado sus propias áreas para la transformación digital y, al nombrar a una persona como director general digital, han situado la gestión del proceso de transformación en el nivel más alto de la empresa, incluyendo la participación de proveedores y operadores logísticos y, en particular, de las Organizaciones de Fabricación por Contrato (CMO).

Medidas importantes

Las iniciativas más importantes y más frecuentemente mencionadas en el estudio son:

A corto plazo:

  • Cooperación con los socios en la cadena de suministro.
  • Big data/Machine Learning.
  • Robótica y automatización.

A medio plazo:

  • Transformación digital.
  • Big data/ Machine Learning.
  • Robótica y automatización.
  • Internet de las cosas (IoT).

A largo plazo:

  • Inteligencia artificial (IA), más allá del Machine Learning de hoy en día.

Pero los principales desafíos para la cadena de suministro de la industria farmacéutica no solo están impulsados por los desarrollos digitales. A medida que aumenta la presión para reducir los costes en la cadena de suministro, la industria farmacéutica podría potencialmente hacer un buen uso de los conocimientos del sector de gran consumo y otros.

No obstante, y a diferencia de lo que sucede en estos otros sectores, el mercado farmacéutico está cada vez más limitado por la caducidad de las patentes, las reglamentaciones cada vez más exigentes y la complejidad de las políticas de reembolso, lo que impide implementaciones rápidas. Como consecuencia de ello, los costes de la cadena de suministro se están examinando junto con otros costes operativos. No obstante, ya se han puesto en marcha iniciativas para lograr importantes ahorros en los costes de la cadena de suministro en varias áreas.

Figura 1. Oportunidades: mejoras y ahorro de costes.

Desarrollo de drivers en los últimos años

Algunos de los impulsores más importantes no han cambiado significativamente en los últimos ocho años y se sitúan en el rango del 80-95 % de las respuestas en todas las ediciones previas del estudio:

  • Visibilidad de la cadena de suministro de extremo a extremo
  • Mejora de la precisión de la predicción
  • Optimización de la red de distribución

Otros temas, en cambio, han disminuido considerablemente en el número de respuestas a lo largo de los años, lo que se debe principalmente a la aplicación exitosa de esos temas:

  • Sistema de seguimiento y localización
  • La protección contra los medicamentos falsificados, en particular mediante
  • Conversión de los requisitos de serialización

Figura 2. Principales desafíos para la cadena de suministro del sector farmacéutico.

Sin embargo, en el análisis detallado de la clasificación de estos temas se observa que, aunque se mencionaron con mayor frecuencia los ahorros de costes, presumiblemente porque reflejan los requisitos de gestión que se repiten constantemente, ¡la visibilidad de la cadena de suministro se calificó como mucho más importante en el detalle de las respuestas!

Figura 3. Principales desafíos: evaluación en detalle.

También es destacable que todos los temas relacionados con la planificación operativa, desde la planificación de ventas y operaciones (S&OP) o el pronóstico de colaboración hasta la planificación empresarial integrada (IBP), siguen ocupando un lugar muy destacado en las clasificaciones. Esto indica que sigue siendo necesaria una coordinación en esas áreas, que pueden optimizarse considerablemente. Ciertamente, se han hecho grandes progresos desde nuestro último estudio farmacéutico (2016), pero queda mucho por hacer en el futuro próximo.

Cambios previstos en la cadena de suministro

Un impacto importante en la implementación de procesos y equipos es también el aumento de los gastos de producción debido a la medicina personalizada y a los tratamientos de tamaño de lote 1, que es una prioridad máxima para algunas de las empresas que participaron en el estudio, especialmente desde la perspectiva de la producción. Para ello se están creando modelos de negocio completamente nuevos, que son totalmente diferentes a los del pasado, y en los que la proporción de efectos logísticos es insignificante en comparación con los de la producción, por lo que no vamos a entrar en este tema con más detalle desde la perspectiva de la logística.

En general, el área de la producción y embalaje, de gran relevancia farmacéutica, tiene un mayor impacto en el concepto general de procesos logísticos. La mayoría de los participantes consideró este tema como "muy importante" o "importante", lo que sugiere que hay un considerable potencial de mejora en torno al mismo, además de aumentar la utilización de la planta, hacerla funcionar las 24 horas del día y automatizar el transporte de materiales y envíos internos.

Un tema de menor importancia, que se viene debatiendo desde hace años, es el aplazamiento de los procesos de envasado primario y secundario. Mediante la producción de mercancías a granel como ‘MtS’ (Make to Stock) y los pedidos reales de envasado (del cliente) como ‘MtO’ (Make to Order), se puede lograr una mayor optimización.

En el ámbito de la logística de la producción, otros desafíos se encuentran en la parte superior de la clasificación, como se muestra en la figura 4.

Figura 4. Desafíos en el ámbito de la logística de producción.

Para las cadenas de suministro mundiales, cada vez más complejas, el control se considera una prioridad máxima, con una estricta supervisión a través de auditorías y KPIs para controlar el rendimiento y, por supuesto, el cumplimiento.

Con la creciente complejidad de la cadena de suministro de las empresas farmacéuticas, el también creciente número de socios en la cadena de suministro y la presión para lograr ahorros de coste, está claro que se necesita un control estricto. El uso de los softwares actuales permite optimizar incluso las cadenas de suministro globales y complejas en la vida cotidiana, si los datos necesarios están disponibles y se utilizan con sensatez.

Para la optimización a largo plazo de los costes de los transportes tanto de entrada como de salida, el examen periódico y la nueva licitación de los proveedores de servicios de transporte siguen siendo una prioridad fundamental y representan una proporción considerable de los posibles ahorros de costes en el transporte.

Por otra parte, en el ámbito del almacenaje y la intralogística, cabe destacar como cuestiones importantes la utilización de la automatización y la robótica en los centros de distribución, junto con la simulación de los procesos asociados. Con ello se puede dar un paso considerable hacia el aumento de la productividad, que será cada vez más importante en los próximos años debido al aumento de la edad media de la población.

Otro tema siempre presente en el estudio, y que este año repitió protagonismo, es la proporción cada vez mayor de productos que requieren condiciones de temperatura, refrigeración y congelación controladas. Los resultados muestran que mientras que las temperaturas controladas siguen siendo la norma para la gran mayoría de los productos farmacéuticos y biotecnológicos, la demanda de 2-8°C y -20°C sigue creciendo, y la demanda de rangos especiales de temperatura, como -40°C, sigue aumentando. Esta tendencia se suma a la complejidad de la cadena de suministro mundial, especialmente porque las desviaciones en los rangos de baja temperatura son a menudo inaceptables, por lo que debe garantizarse una cadena de frío resistente.

Cambios a través y con la ayuda de la transformación digital

¿Pero qué pasa con las áreas más afectadas por la transformación digital? En particular, este fenómeno tiene el potencial de cambiar fundamentalmente el desarrollo de la medicina y la atención al paciente, pero para ello es esencial la excelencia en la cadena de suministro. Mientras los productos sigan teniendo que ser transportados físicamente (y no puedan ser fabricados in situ utilizando una impresora 3D, por ejemplo), la infraestructura necesaria para ello tendrá que adaptarse. Aunque las impresoras 3D descritas anteriormente siguen siendo en gran medida un sueño del futuro en el sector farmacéutico, la dosificación de medicamentos con ayuda de teléfonos inteligentes ya ha sido ampliamente aceptada, por ejemplo, entre los diabéticos, y ya se utiliza la dosificación correcta de medicamentos de atención domiciliaria por control remoto en todo momento.

Así pues, la digitalización ya ha llegado a la industria farmacéutica y a sus pacientes. Los resultados del estudio muestran que, aunque la mayoría de los participantes espera poder utilizar eficazmente las ventajas de la transformación digital a medio plazo, algunas de las tecnologías asociadas a la digitalización ya han sido examinadas cuidadosamente y aplicadas en cierta medida.

Sin embargo, cuando se les preguntó acerca de los factores clave que cambiarán la cadena de suministro en los próximos tres años, los participantes identificaron sistemáticamente cuatro temas principales como prioridades para las empresas, y solo los dos últimos están fuertemente influenciados por la digitalización:

  • Cumplimiento de las normativas.
  • Presión para reducir los costes.
  • Gestión del riesgo, continuidad de las actividades.
  • Visibilidad de todas las actividades a lo largo de la cadena de suministro (visibilidad de extremo a extremo).

Además de estos puntos ya mencionados en los últimos estudios, se han añadido otros puntos de activación con una importancia creciente para el futuro:

  • Sostenibilidad ‘real’.
  • Business analytics.
  • Colaboración con los socios de la cadena de suministro.
  • Digitalización de los procesos empresariales de principio a fin.

Factores como el desarrollo demográfico, los conflictos comerciales mundiales y el brexit son aún menos prioritarios para los responsables entrevistados en el momento de la encuesta. Si la encuesta se hubiera realizado durante la crisis del coronavirus, creemos que las respuestas habrían sido diferentes.

Todos los puntos mencionados por los responsables como impulsores de la digitalización se pueden encontrar en la visión general de la figura 5.

Figura 5. Principales impulsores de la transformación digital.

Aunque los entrevistados consideran que la transformación digital es una prioridad comercial, llevará tiempo. Debe ponerse en práctica como un modelo de negocio para toda la empresa, de modo que los participantes no esperan que todos los beneficios se recojan a corto plazo, sino que en su mayoría se recogerán a medio plazo.

Sin embargo, los participantes en el estudio calificaron de pertinentes también a corto plazo dos factores para la transformación digital, dos temas en los que han estado trabajando durante muchos años:

  • Hacer frente a la creciente complejidad de los procesos debido a diversos factores de influencia internos y externos, que es una tarea permanente.
  • La colaboración: los fuertes requerimientos en términos de colaboración ‘real’ con los socios de la cadena de suministro son al mismo tiempo muy desafiantes, sobre todo si realmente se quiere vivir una colaboración operativa con los proveedores, también en términos de S&OP.

El análisis regional del estudio muestra diferencias interesantes en cuanto a la importancia de las tecnologías innovadoras. Si bien la mayoría de los participantes considera que la transformación digital se llevará a cabo a medio plazo, hay una excepción entre las empresas de la región de Asia y el Pacífico, que esperan que esta transformación se produzca a largo plazo.

Mientras que las empresas de Europa han estado trabajando activamente en el empleo de la robótica durante algún tiempo, los participantes de EEUU consideran que esta tecnología es muy relevante en términos de implementación a corto plazo. Para nosotros, esto es un signo de la aceleración del camino hacia la automatización en Norteamérica, como una ‘carrera para alcanzar’ a Europa.

En el área del big data (por ejemplo, la capacidad de memoria en combinación con la potencia de computación y los algoritmos inteligentes), el orden se invierte completamente. Estas tecnologías ya han demostrado su valor añadido en todo el mundo y, en esta ocasión, Norteamérica está liderando el camino en su desarrollo e implementación. Es más probable que el cambio hacia la medicina personalizada se produzca también antes en EEUU que en otros mercados desarrollados. Para más detalles, por favor consulte el estudio completo.

No obstante, muchas empresas todavía carecen de las herramientas de fácil uso y del apoyo de gestión total para explotar plenamente el potencial de estas tecnologías.

Figura 6. Influencia de las tecnologías y sistemas en la transformación digital.

Horizonte temporal de los cambios previstos

Las nuevas tecnologías mencionadas anteriormente (véase la figura 6), que tienen una gran influencia en el proceso de transformación de la cadena de suministro, pueden resumirse de la siguiente manera:

Aplicación a corto plazo:

  • Monitorización del proceso en tiempo real.
  • Manufacturing Execution System (MES).
  • Robótica y automatización, mantenimiento preventivo.
  • Big data.

A medio plazo/ investigación:

  • Continuación de todas las tecnologías anteriores que se están aplicando actualmente.
  • Internet de las cosas (IoT).

A largo plazo:

  • Detección por vídeo.
  • Realidad virtual y aumentada.

Curiosamente, el reconocimiento por vídeo y la realidad virtual aumentada no son considerados relevantes por la mayoría de los participantes estadounidenses.

Sin embargo, la visibilidad de la cadena de suministro de extremo a extremo es considerada por todos como el objetivo final de una cadena de suministro madura y eficiente. La transformación digital, sin duda, ayudará en este sentido, pero primero todas las partes involucradas deben estar plenamente integradas. La capacidad de rastrear los componentes y productos desde el fabricante hasta el destino es probablemente uno de los resultados más deseados de la transformación digital.

Pero, ¿qué repercusiones tendrán las nuevas tecnologías en la visibilidad de la cadena de suministro de extremo a extremo? Los resultados del estudio muestran que gran parte de las posibles mejoras a corto plazo en la visibilidad de la cadena de suministro se basan en conceptos que ya se han utilizado durante varios años, como:

  • El ampliamente utilizado albarán electrónico.
  • El uso operativo de las cabinas de la torre de control.

En lo que respecta a la tecnología blockchain, las expectativas se mantienen en el rango inferior, considerándose menos importante para el futuro y/o no relevante. Creemos que los beneficios y aplicaciones de esta tecnología para mejorar la visibilidad de la cadena de suministro todavía no están claros. Esto se debe a que, incluso aunque la documentación dentro de un sistema de blockchain es segura y no puede ser manipulada, la confirmación validada de la entrada correcta no está aun suficientemente definida.

La RFID, por otra parte, ocupa un lugar mucho más alto en la comparación regional, especialmente en los mercados que deben luchar contra las falsificaciones, las grandes superficies y las interrupciones del tránsito, incluido EEUU y América Latina, aunque esta tecnología también ha estado disponible en los últimos decenios. Durante muchos años se ha esperado una adopción generalizada de la RFID, pero no se ha introducido a gran escala.

Figura 7: Puntos detonantes para el cambio en la cadena de suministro.

Cambios en las áreas individuales debido a la digitalización

Pero ¿cómo pueden las ventajas de la digitalización ayudar a conseguir beneficios económicos medibles en la futura cadena de suministro?

En primer lugar, experimentaremos cambios graduales en áreas individuales antes de que toda la futura cadena de suministro del sector farmacéutico se impregne de estos cambios.

En el ámbito de la planificación y las adquisiciones, suponemos que los resultados conducirán pronto a la integración de los datos de todos los socios de la cadena de suministro dentro y fuera de la empresa, especialmente en las siguientes áreas:

  • La gestión de datos maestros (MDM) se utilizará como base para esta sofisticada integración, que permitirá compartir selectivamente un único conjunto de datos con todas las partes involucradas a través de la nube.
  • El análisis de datos en masa se utiliza para elaborar previsiones basadas en datos históricos e incorporar la información.
  • Se aplica la planificación integrada (IBP), que incluye marketing, ventas, producción, adquisiciones y fabricación. Esto proporciona transparencia y un conjunto de reglas claras para todos los departamentos de la empresa.
  • Se realiza una optimización simultánea de los inventarios en todos los niveles de la cadena de suministro (multi-Echelon), incluyendo un conjunto de parámetros para cubrir los eventos inesperados.
  • Además, se establece el uso de la IA (inteligencia artificial o machine learning) para detectar tempranamente posibles desviaciones y proponer medidas correctivas. Esto proporcionará la base para el autoaprendizaje basado en hechos pasados y conducirá a la etapa final de la madurez de la cadena de suministro digital.

En el área de la logística de producción, creemos que la construcción de líneas de producción inteligentes y en red dará sus frutos:

  • Los equipos de producción y las líneas de llenado y envasado estarán equipados con múltiples sensores para mostrar, medir, contar y comunicar su estado entre sí.
  • Los equipos de logística y de manipulación de materiales están automatizados. La robótica se utiliza para sustituir la intervención humana.
  • Las torres de control ayudan a vigilar y controlar las operaciones en tiempo real.
  • El equipo predecirá cuándo se requiere mantenimiento mucho antes de que se produzcan posibles fallos (mantenimiento predictivo).
  • La tendencia es hacia un funcionamiento permanente, con pocos sistemas de alta velocidad y varios minisistemas modulares.
  • Se está introduciendo sistemáticamente la gestión de riesgos mediante la doble fuente de aprovisionamiento.

En el ámbito de estrategia de ventas y almacenamiento, estas áreas serán particularmente importantes para una cadena de suministro global, apoyada por el software apropiado, Big Data Analytics y IA:

  • Visibilidad de extremo a extremo del flujo físico de materiales y productos.
  • Monitorización y control, detección temprana de desviaciones del proceso.
  • Visión general de todos los costes relacionados con la cadena de suministro y opciones para su posible optimización.
  • Anticipar los cuellos de botella e interrupciones de la cadena de suministro.
  • Generar proactivamente sugerencias para evitar nuevos problemas.

Corresponde ahora a los responsables de la cadena de suministro aprovechar al máximo la transformación digital.

Datos del autor
Nombre Achim Sponheimer
Empresa Miebach Consulting Alemania
Cargo Socio, director y responsable de Farmacia y Ciencias de la vida
Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada a través del análisis de tu navegación, conforme a nuestra Política de cookies.
Si continúas navegando, aceptas su uso.


Más información

Política de privacidad | Cookies | Aviso legal | Información adicional